memory®: Porqué siempre ganan los niños

La explicación de una profesora de universidad

¿Por qué en el memory® siempre ganan los niños?

memory® es uno de los juegos de cartas más populares. Esto se debe a su fantástico y sencillo principio de juego. En el memory® casi siempre se confirma que los niños son superiores a los adultos en este juego. Susanne Wilpers, profesora de la Universidad de Heilbronn tiene la respuesta a la pregunta «¿por qué los padres no tienen ninguna posibilidad de ganar cuando juegan contra sus hijos al memory®?»

Susanne Wilpers

Es profesora en la Universidad de Heilbronn y tiene que saber la respuesta: durante años estuvo convencida de que tenía una memoria impecable hasta que su hijo de tres años le ganó sin esfuerzo en una partida de memory®.
Desde entonces Wilpers ha abordado con mayor interés la cuestión de la memoria de los niños. Y ha acabado encontrando una explicación: con 200 billones de sinapsis, las neuronas de los niños están interconectadas dos veces mejor que las de los adultos. Con el mismo número de ositos de gominola se podrían llenar 42 estados de fútbol. Esta capacidad de procesamiento permite a los niños memorizar todos los detalles de las cartas y su posición.
Vater mit Sohn Ravensburger Memory®

El cerebro se va formando con la edad

Pero con cada año que pasa, va desvaneciéndose esa ventaja para jugar al memory®: a partir de la pubertad disminuye considerablemente el número de sinapsis, pero no porque nos volvamos más tontos, sino porque nos hacemos más inteligentes, explica Wilpers.

A medida que aprendemos, el cerebro conoce cada vez mejor por qué «autopistas» sinápticas puede avanzar con mayor rapidez, y con el tiempo utiliza cada vez menos conexiones neuronales. El cerebro elimina las sinapsis no utilizadas, pero estas son las que necesitamos para encontrar con toda nuestra capacidad mental las parejas de cartas en el memory®.

Por eso, los niños tampoco colocan las cartas sobre la mesa en filas bien ordenadas y tampoco usan la mnemotecnia como los adultos. Los niños se orientan bien en su caos de cartas, porque aún no piensan por categorías y, por tanto, tampoco frenan el flujo de sus pensamientos.
Vater mit Sohn Ravensburger Memory®

Los productos memory® de Ravensburger

La motivación es muy importante

Según la catedrática, tampoco se debe ignorar la motivación: los niños saben que tienen oportunidades de ganar en el memory® y hacen todo lo posible para salir victoriosos de la partida. Los adultos no suelen poner todos sus sentidos en el juego, tal vez porque piensan que de todos modos no tienen ninguna posibilidad de ganar contra sus hijos.

El descubrimiento de la ventaja de los niños a la hora de recordar las cartas demuestra una vez más que el memory® de Ravensburger es un juego ideal para la familia.
Ravensburger memory®

¿Le interesa conocer más?

Siga leyendo más información sobre memory® de Ravensburger aquí:
Ravensburger memory®